Entrevista Comer&Divertirse 2015

Nueva tendencia, experiencia a la hora de salir a comer

La oferta gastronómica mundial está siendo tocada por la exigencia de un público cada vez más preparado. Los foodies aumentan y alzan la voz a la hora de salir a comer. Son amateurs apasionados de la buena mesa, que aman comer y beber y por supuesto, recibir gente en su casa. Simplemente les encanta la comida por su consumo, estudio y preparación. No son exclusivamente consumidores de productos de alta gama y no les interesa sólo lo mejor de la gastronomía, les interesa todo.

Para los dueños de locales es importante mantenerse vigentes debido a la fuerte competencia que existe y que sigue en desarrollo. La exigencia del cliente está yendo cada vez más allá. No solo se fija en el plato que le sirven, sino también exige una buena atención, tiempos de espera razonables, amabilidad, buena presentación, etc. Además de esto, podemos mencionar que exige “experiencia” fijándose en la música, decoración, ambiente, creatividad del lugar, concepto, etc. Es por esta razón que los restaurantes apuestan por conceptos cada vez más innovadores, con el fin de ofrecer comida + buena atención + diversión. Si miramos fuera de nuestro país esta tendencia enfocada en la oferta de una experiencia gastronómica, es aún más fuerte; por ej el restaurant “Dinner in the Sky” no tiene ubicación específica, se pasea por distintos lugares del mundo y ofrece platillos gourmet acompañados de los mejores vinos y a 50 metros de altura. Algo intrépido y bastante caro pero con un paisaje urbano completo y es que con la ayuda de una grúa se levanta una cápsula de cristal que tiene una mesa central para 22 personas. Por nombrar otro, podría ser  Eet-ha (Islas Maldivas) Situado a cinco metros bajo el nivel del mar en pleno Océano Índico, este exclusivo establecimiento perteneciente a la cadena hotelera Hilton es el primer restaurante submarino del mundo. Sus instalaciones ofrecen al visitante la posibilidad de disfrutar de una vista panorámica de 270 grados del fondo del océano.

¡Toda una aventura!

En Chile, el mercado gastronómico ha venido creciendo exponencialmente después de la crisis del 2008, debido a diversos factores, entre ellos el aumento de la oferta. El tamaño actual del mercado de los servicios de comida en Chile es de US$2.445 millones. Si bien Chile solo ocupa el sexto lugar dentro de los países en Latinoamérica que más salen a comer, lo cual no es mucho, el interés en el servicio va en subida. Así lo plantea el análisis de la industria gastronómica de Santiago de Chile, realizado por Repositorio Universidad de chile.

Actualmente, en nuestro país, salir a comer no es un lujo. El placer de disfrutar una delicia gourmet o solo un buen plato y ser bien atendido, más que un premio se está volviendo una costumbre. Es por esta razón que la oferta gastronómica se ve potenciada por la gran masa de gente que se interesa en ella. Ya sea una junta de trabajo, una reunión entre amigos, el menú de la semana, una cena con la pareja, cualquiera sea el motivo, es pretexto ideal para disfrutar de una buena comida.

En Chile el paso es más lento, pero evolutivo. Con respecto a los avances, los insumos de los locatarios también van creciendo en su perspectiva. Nuevos servicios se van haciendo cada vez más comunes y necesarios para mejorar la oferta y no quedar atrás. Partiendo de lo básico, podríamos mencionar que el tiempo de espera en un restaurant es vital. Las demoras excesivas hacen perder clientes y arruinan el marketing viral. En este punto crítico, encontramos una práctica solución tecnológica en el mercado que ayudará con este problema. “Sistema de Llamada para Meseros”, es un sistema que ayuda a conectar al anfitrión con el mesero y al mesero con el cliente y con la cocina. Así, los tiempos y rotación de cocina y atención se agilizan, dejando a los clientes más felices. Este sistema lo trae www.mmcall.cl , empresa multinacional, que se enfoca en potenciar el mercado gastronómico en nuestro país.

Claramente el paladar, el gusto y las expectativas de los chilenos han evolucionado. Cada vez existen más “sibaritas” o “foodies” que se interesan y se hacen clientes habituales de los lugares que más satisfacen sus gustos, expectativas e intereses. Allí es donde radica la importancia de un excelente servicio y mirar el negocio desde un punto de vista más autocritico y enfocarlo más a la venta de una buena experiencia, que a la venta de ricos platos.

Fuente: http://comerydivertirse.com/nueva-tendencia-experiencia-a-la-hora-de-salir-a-comer/

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *